Monday, October 23, 2017

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS Octubre 2017

Nos sobran los motivos para concursar nuevamente por el Premio Nacional de Librerías. Participar es suficiente razón, seguido de una retahíla de palabras que ayudan a entender mejor lo que queremos decir: es la presencia, constancia y pertenencia a un sector fundamental de la economía y de la cultura.
Porque es un foro que nos ayuda a pensar y exponer nuestro trabajo. Es la experiencia que compartimos con los demás agentes encargados del comercio de los libros y el conocimiento de los otros mismos. Es el reconocimiento que nos abre la posibilidad de actualizar lo que hacemos y lo que no hacemos. Es el deber ser y estar, es jugar. Es porque creemos y merecemos estar aquí y ahora, otra vez.
Solo que en esta oportunidad, a diferencia de los años anteriores, lo hacemos en calidad de IX Premio Nacional de Librería y eso significa dos cosas importantes:
1. Que traemos ante esta Academia una experiencia probada para su conocimiento y calificación.
2. Que la XXX FIL de Guadalajara, constituye un parteaguas simbólico pero real, para LibrArte. Un antes y un ahora. Un punto cero a partir del cual se escribe una historia diferente, nueva, que venimos a contar.
Quizás, debamos empezar por expresar en este momento, nuestro agradecimiento a todos y cada uno de los miembros del jurado calificador, de los proyectos que presentamos en concurso.
A reserva de probar más adelante, con los datos y cifras respectivas nuestro dicho, y a pesar de que este año calendario comenzó con negros augurios y peores presagios, completamente inesperados, queremos compartir que el Premio ha tenido un efecto multiplicador para LibrArte, en ánimos, ideas y resultados financieros: Al primer semestre de 2017, nuestras ventas crecieron en 50% y eso podría ser más que suficiente razón para saborear el bicampeonato.

Ello ha sido posible, en virtud de que se han empleado los recursos del Premio FIL-Indeli, para incrementar los acervos bibliográficos, abrir dos sucursales de la librería ad hoc, a las necesidades de la población; poner en marcha el programa comprometido: ¡Salir Afuera! a la letra del proyecto 2016, reforzado con otro programa más, al que llamamos “Leer es Jugar”, para llevar la fiesta del libro y la lectura a las escuelas y plazas públicas, de toda la región.
En lo que va del año, hemos participado activamente en diferentes eventos para difundir la lectura y el libro, entre la población que habitamos, la clientela que servimos y la región donde nos alojamos, y nos ha ido muy bien:
- La Cámara Nacional de la Industria Editorial (CANIEM) otorgó a LibrArte, una Mención Especial en el tradicional Concurso de Vitrinas, o de Exhibición de libro infantil y juvenil, que este año ganó la Librería Leelefante de Guadalajara.
- Estamos en espera del resultado de la convocatoria que organiza, por primera vez la recién estrenada Secretaria de Cultura, y que por primera vez también, abrió una categoría para reconocer y entregar un premio, al Fomento a la Lectura y a la Escritura en las librerías. LO HEMOS GANADO
PRIMER PREMIO NACIONAL DE FOMENTO A LA LECTURA Y LA ESCRITURA EN MÉXICO DESDE LAS LIBRERÍAS: Secretaría de Cultura - CANIEM
- Y es especialmente significativo que dos importantes grupos interesados en los libros y las librerías, han reconocido a Cristina Garcia Pineda (la Dire) como “Mejor Vendedora Creativa, en la categoría de Empresaria-Emprendedora” (Indeli); y  otro como “Nuevos Emprendedores”, por el grupo de editoriales AMATL, que inaugura con nosotros, una nueva categoría librera. Ambas distinciones están aún pendientes de entrega, justamente en la celebración de la ya muy cercana XXXI FIL de Guadalajara.
No estaría completo el resumen ejecutivo, de las actividades que hemos desempeñado en este año, sin mencionar la intensa promoción de LibrArte en prensa -nacional e internacional- radio, televisión, redes sociales y la página www.librarte.com.mx en la que debutamos.
Entonces se vuelve obligatorio hablar de dos librerías completamente diferentes: la librería primitiva, inspirada en las andanzas ancestrales en las inmediaciones del Centro Histórico de la Ciudad de México, que concursó y ganó hace un año,  y la Librería LibrArte que nació el pasado mes de noviembre de 2016.

Sin embargo, existe otra razón mayor, que me llevó a tomar la determinación de escribir personalmente este ensayo, en calidad de Padre de Cristina, de Claudia y de Carmen: como un tributo al trabajo de mis tres hijas y como defensa declarada ante el clima hostil al que se han visto enfrentadas “Tres mujeres a contracorriente en una sociedad sin libros” (1) con los grupos regionales de poder, beneficiados con el NO leer y escribir: son los gobiernos municipales, los titulares de las áreas estatales y municipales encargadas de la educación y la cultura, es el magisterio corrompido, son los medios de comunicación locales y para no desentonar, los partidos políticos.

Han sido la censura, el bloqueo sistemático, las órdenes expresas de no decir nada ni del Premio ni de la Librería por los poderes locales, saltando por encima de la autoridad del Gobernador del Estado, quien externó públicamente una felicitación a LibrArte y las tres mujeres que la trabajan.
Han sido infundios y difamaciones anónimas,  amenazas veladas y abiertas, que tienen nombre y rostro. Es el estilo mexiquense, es un pequeño espejo que refleja el modelo de poder y la forma de conservación, porque la conquista del mismo -ya cumple 75 años de manera ininterrumpida- es de todos conocida.
Porque no es el comercio de libros -no dejan de instalarse vendedores de libro plagiado en las áreas públicas de Tejupilco- lo que amenaza al mal gobierno: la causa de la sobrerreacción en contra de Librarte, radica en que es una Librería y un Centro Cultural.
Por el momento, solo dejaré asentado en esta exposición introductoria, que aunque fueron invitados oficialmente por escrito los presidentes municipales de Tejupilco y Temascaltepec, a la Ceremonia de Premiación el año pasado, hasta la fecha no han contestado nada, ni se han parado nunca, ninguno de ellos dos, a visitar y conocer la Librería.
Sin duda que el intento de boicot, sigilo, amenazas que hemos padecido en Tejupilco, son lo mismo o quizás peor aún –pienso en Guerrero o en Tamaulipas- que enfrenta México, ante la falta de librerías. Fenómeno que sin duda se agravará en la medida en que la contraparte del mercado del libros, el cartel dominante de las ventas en el país, se extienda, fortalezca y persuada a los demás, que sus razones son mejores que las de la mayoría, de las muy pocas librerías.

Si en el mundo comercial  “las start-ups que impulsaron la revolución informática se han convertido en poderosos monopolios globales, bajo la lógica del ganador toma todo -winner takes all- hasta el punto que no podemos ignorar que Google, Amazon, Facebook y Apple, (GAFA)” (2)  constituyen una amenaza, porque sus posiciones dominantes, su lobby corporativo, su control de nuestros datos y el poder de sus algoritmos se encaminan a dirigir lo que todos debemos ver, saber y consumir.
Tampoco podemos desentendernos del caso del oligopsonio consumidor, en el mercado del libro nacional, el GaPo (Gandhi-Porrúa), que en este año negro -el del ascenso de Trump, la devaluación del peso frente al dólar, los gasolinazos, las humillaciones diplomáticas frente al imperio del norte, el fin inminente del TLC y para colmo los temblores de septiembre, antecedidos por los vientos huracanados de verano-  han decidido dar un paso más, en su abierta estrategia por ser los únicos comerciantes de libros, al impulsar al abrigo del poder público, una sociedad de conveniencia: ALMAC
Pero el GaPo no va llegar –no les interesa- a las zonas como la que LibrArte atiende y  desarrolla y que responde a la cita textual con la que justificamos nuestro concurso, el de hace un año: “Porque somos una especie de Librería que está a contracorriente con la tendencia del mercado librero en México, de oligopolios y oligopsonios, de élites en urbes sobrepobladas, de plagios y estancos en un mercado distorsionado, incapaz de acceder con el libro y la lectura a regiones como las que atendemos, que además de Tejupilco, abarca al menos una decena de municipios, e influye sin duda alguna en dos entidades colindantes al estado de México, son los estado de Guerrero y Michoacán.”

Son los motivos para presentar este documento, más dialéctico que descriptivo, con la sincera intención de contribuir al debate de las ideas, en torno al papel que debe y puede jugar una librería en México.

No comments:

Agentes Mediadores de Lectura Literaria Infantil

Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura PROMOCIÓN DE LA LECTURA EN LA PRÁCTICA Librería Lib...